8/8/12

Orham Ademi


El fin de semana pasado arrancó una de las ligas "de plata" más igualadas y de más calidad de toda Europa, hablamos de la segunda división alemana.
Sobre la parrilla de salida equipos de primer nivel como el Colonia, el Kaiserslautern y Hertha de Berlín e históricos clubes alemanes como el Munich 1860 o el Dínamo de Dresden. 
Las orientadoras predicciones de los más expertos, muchas veces en este torneo no funciona dada la igualdad entre los equipos, además de ser un continuo vivero de promesas que suele surtir a su hermana mayor la Bundesliga.
Cambio de tema un poco para contar un asunto relacionado con un club de esta categoría que me resulta un poco curioso. Hablamos del maltrecho Eintracht Braunschweiger, que este verano decidió buscar en el mercado un delantero de primer nivel para afrontar con garantías la larga temporada que se le viene encima. Parecía que iban a encontrar delantero pronto, cuando el norcoreano del Basilea Pak empezó a entrenar al servicio del equipo sajón, bajo período de prueba. Depende de como rindiera en este tiempo de prueba el club alemán negociaría con el Basilea o no, pues bien, el período de prueba se acabó y el Eintracht se interesó por el coreano y le pidió el traspaso al Basilea, pero el club suizo sólo aceptaría una salida del coreano en forma de cesión, ante la negativa de traspaso del club helvético los alemanes sorprendentemente desecharon la cesión y prefirieron seguir buscando en el amplio mercado mundial. Esta decisión no le gustó nada a los aficionados del Eintracht, ya que Pak daría un salto de calidad enorme al equipo y a la delantera. Pero lo que no sabían los aficionados alemanes es que el delantero de plenas garantías ya estaba en la plantilla, fichado sólo un mes antes, se trataba del joven Orham Ademi, fichado de la cercana segunda liga austriaca. A primera vista una decisión un tanto sorprendente confiar en un jugador muy joven e inexperto, pero la buena pretemporada que ha realizado el jugador convenció al entrenador Torsten Lieberknecht. Ademi ya le está dando un poco de razón a la decisión del entrenador, ya que en la primera jornada, un gol suyo dio la victoria ante el todopoderoso Colonia.
Se trata de un jugador que lleva el sello de la nueva Suiza cosmopolita, ya que nació en Suiza pero sus padres son de Macedonia. Se trata de un delantero alto y espigado (188 cm y 79 kg) que destaca sobre todo por su velocidad, resulta una delicia verle regatear rivales con autopases al límite. Su magnífica arrancada y su consecuente punta de velocidad le permite caer a las bandas para abrir huecos por el centro o por lo contrario, hacer diagonales y terminar con disparo. Dado su portentoso físico, el juego aéreo le va que ni pintado, ya que a su altura se le une la faceta de ser un oportunista, buscarse el sitio en el momento idóneo. A pesar de jugar en una liga muy desconocida como la segunda división austriaca, la gran cantidad de goles marcados le han llevado a una liga más competitiva, brindándole a su carrera una gran oportunidad.
Orham Ademi nació el 28 de Octubre de 1991 en Saint Gallen, Suiza. Como ya he dicho antes sus padres son macedonios y gracias a eso posee doble nacionalidad.
Sus primeros pasos en el mundo del fútbol los dio en el FC Au Berneck, equipo local del pequeño pueblo de Berneck, pueblo perteneciente al cantón de Saint Gallen. En este equipo semiprofesional estuvo enrolado desde los 13 a los 17 años, cuando un equipo (que en esos momentos estaba en la primera división austriaca) austriaco lo fichó y provocó su marcha al país vecino, se trataba del Rheindor Altach. En su primera temporada en el equipo austriaco combinó el filial con el primer equipo, llegando a disputar dos partidos con la primera plantilla recién cumplidos 17 añitos. En su segunda temporada en Austria se afianzó como titular a base de trabajo y sus números empezaron a mejorar, 29 partidos y 5 goles. La tercera temporada fue sin duda la mejor que ha tenido como delantero de este equipo, ya que marcó 17 goles en 33 partidos, otorgándole el pichichi de la categoría, además fue el salvador del equipo, ya que jugó la promoción, pero gracias a sus 4 tantos en los 2 partidos disputados el equipo logro salvar la categoría. El último año en tierras austriacas dejó buen sabor de boca, ya que jugó 31 partidos y marcó 12 goles, sus 4 temporadas en este equipo con unos números bastantes buenos, más de 100 partidos y un buen saco de goles, le valieron para que este pasado mes de junio fichara por el Eintracht Braunschweiger, equipo de la segunda división alemana, el joven no ha podido empezar con mejor pie, ya que en el primer partido un gol suyo ha sido el gol de la victoria, esperemos que su rendimiento a lo largo de la temporada vaya creciendo.
Con respecto a la selección nacional, puede jugar tanto con Suiza como con Macedonia, él siempre ha mostrado más interés por vestir la camiseta de Macedonia, pero todavía no ha sido convocado por ninguna selección.
Aquí os dejo un link sobre él:
http://www.youtube.com/watch?v=AUL4Cig5S64

4 comentarios:

José Antonio Pérez Martín dijo...

Me ha gustado mucho este articulo , delantero interesante que pienso seguir muy de cerca.

Ethan dijo...

Apunta bastante este futbolista en la Bundesliga 2, de hecho marcó el gol d e la victoria la semana pasada frente al Colonia y lo estoy siguiendo. Buen artículo.

Un saludo.

sentir1907 dijo...

Con que tiene el corazón partido este chico no ... ?? jejeje entre suiza y Macedonia . Un saludo crack ¡¡

Nahuel Bargas dijo...

Tal vez tendrá más posibilidades para destacarse jugando para Suiza, pero si si siente macedonio no hay nada que hacer.
Saludos